∣ Actualizado ayer a las 18:35

Buscar:
POR UNANIMIDAD

Aprobó congreso de BC revisión exhaustiva a pertenencias de escolares

Con las reformas a la Ley de Educación las escuelas podrán implementar programas de revisión mochilas de los educandos
Colaboración
Hace 2 años
(o)
131444
La diputada Claudia Agatón presentó la propuesta del dictamen No. 5 para reformer el artículo 6 de la Ley de Educación.
Foto: Cortesía
Ensenada, B.C.

El Congreso del Estado aprobó por unanimidad el dictamen No. 5 de la Comisión de Educación, Cultura, Ciencia y Tecnología, por el que se reforma el artículo 6 de la Ley de Educación del Estado de Baja California.

Este documento contiene la propuesta presentada por la diputada Claudia Agatón, que tiene como punto medular, el realizar dentro de los marcos de protección de derechos humanos, una revisión exhaustiva y minuciosa a las pertenencias de las y los alumnos en las escuelas.

La legisladora comentó que cada vez es más común ver casos donde se ingresan a las escuelas productos que ponen en riesgo la seguridad e integridad de las niñas, niños y adolescentes, tales como sustancias psicotrópicas e incluso, armas que son llevadas por los mismos alumnos.

Ver más...

"La Suprema Corte de Justicia de la Nación ha precisado que las autoridades educativas pueden llevar a cabo estas intervenciones cuando se considere que la comunidad estudiantil está en riesgo, así como alternativa para prevenir delitos, pero para ello, los Estados primero deben legislar en este sentido", subrayó.

La diputada comentó que las autoridades educativas contarán con un plazo de 180 días para emitir los lineamientos y protocolos correspondientes, en los que madres y padres de familia también se involucren con el fin de coadyuvar en estas revisiones.

Claudia Agatón destacó que los padres de familia deben tener la tranquilidad que jóvenes y estudiantes menores de Baja California están seguros en todo momento.

(lkdin)
(twtr)
(fbk)
COMPARTIR:

“A ellos no les vamos a abrir…”. ¿Qué pasó la noche del incendio en la estancia migratoria en Ciudad Juárez?

Por: Rocío Gallegos, Blanca Carmona y Gabriela Minjares, Video de entrevistas: Alicia Fernández, Fotografías: Alicia Fernández, Gabriela Minjares, Blanca Carmona, Sergio Galindo y Rey R.Jauregui
Hace 2 meses
(o)
11165
La noche del 27 de marzo de 2023, 40 migrantes extranjeros encerrados bajo llave en instalaciones del en Ciudad Juárez murieron asfixiados.
Ciudad de México

Mientras avanzaba la noche del 27 de marzo de 2023, los gritos de un grupo de migrantes extranjeros encerrados bajo llave en la estancia para hombres del Instituto Nacional de Migración (INM) en Ciudad Juárez se intensificaron.

Enojados, discutían con guardias de seguridad y oficiales migratorios por la falta de agua, alimentos y amagos de deportación. Luego, asustados, clamaban por auxilio para ponerse a salvo del incendio ocurrido por la quema de colchonetas del lugar.

Unos llevaban semanas tras las rejas, otros fueron detenidos unas horas antes durante un operativo de autoridades municipales de Juárez, agentes del INM y de la Guardia Nacional en el que los acorralaron y luego transportaron a la estación migratoria. Con las llamas propagándose, los migrantes pedían a gritos que los dejaran salir, pero quienes los tenían bajo su resguardo no les abrieron la celda.

“No… a ellos no les vamos a abrir, ya les dije a los güeyes”, se escucha decir a una agente de migración mientras sus compañeros buscan extintores y se movilizan para desalojar a las mujeres migrantes encerradas en otra celda de la estancia. El momento quedó grabado en un video con audio inédito captado por una cámara de circuito cerrado de televisión de la estación del INM, que aporta indicios de lo ocurrido esa noche.

El fuego en las colchonetas creció y el humo se propagó, 40 hombres murieron encerrados asfixiados por el humo, otros 27 resultaron con lesiones de por vida y 15 mujeres sobrevivieron con estrés postraumático en ese incidente en el que más personas migrantes bajo el resguardo de las autoridades perdieron la vida en México.

...

La falta de justicia hasta ahora ha impedido que salgan a la luz irregularidades, abusos y omisiones graves que derivaron y contribuyeron a la letalidad en este incendio en una celda cerrada bajo llave, saturada, sin extintores, sin ventilación, sin rociadores contra incendios y con detectores de humo sin funcionamiento, que se convirtió en una trampa mortal para migrantes originarios de Guatemala, El Salvador, Honduras, Colombia y Venezuela.

El incendio mortal ocurrió en un momento en el que los esfuerzos estadounidenses por disuadir a las personas migrantes en su frontera sur se extendieron bajo acuerdos con las autoridades mexicanas, para contener y detener a personas en movilidad en comunidades como Ciudad Juárez, que se convirtió en un punto de concentración masiva, por los miles de retornados desde Estados Unidos y por un creciente número de quienes llegaban de Centro y Sudamérica con la esperanza de cruzar la frontera.

Casi un año después de esta tragedia, una investigación conjunta revela nuevos detalles sobre la cadena de acontecimientos de esa noche de marzo en la estancia migratoria instalada a unos metros de la frontera con El Paso, Texas, a donde autoridades mexicanas trasladaban a los migrantes que de manera irregular llegaban a la ciudad para cruzar a Estados Unidos.

A través de testimonios de ocho sobrevivientes, de entrevistas a personal de los cuerpos de emergencia, del análisis de videos, de la revisión de la carpeta de investigación, y la construcción de un modelo 3D de la estación para examinar los minutos cruciales durante el incendio, así como de los relatos expuestos durante el proceso penal en contra de 11 personas, de los cuales ocho son funcionarios de migración, se reconstruyeron los hechos ocurridos en la estación migratoria del norte de México.

Sobre este incidente, el INM –órgano descentralizado del Gobierno de México– se negó a responder cuestionamientos que surgieron durante el desarrollo de la investigación, y las solicitudes de entrevista para algunos de los implicados en este incendio que se encuentran presos, fueron enviadas por escrito a través de sus abogados o familiares, aún siguen sin respuesta.

“¡Ya tienen toda la lumbre…!”

Las primeras llamas visibles en la celda de hombres de la estación migratoria de Ciudad Juárez se registraron a las 21:28 horas. El momento quedó grabado con una cámara de circuito cerrado de televisión instalada en el edificio público.

Minutos antes, en el video sin audio, se ve a los migrantes discutir con un guardia de seguridad que los observa sentado frente a las rejas. Luego, ya con las llamas visibles, se observa a agentes migratorios que caminan por el área, se acercan a las rejas, intercambian palabras con los migrantes encerrados. Después, una mujer vestida de negro, una guardia de seguridad, se acerca a una agente del INM que está frente a las celdas, le comunica algo y sale del lugar, tras de ella también los demás se marchan de esa área.

La agente de migración presuntamente es Gloria Liliana R.G., su nombre y su cargo coinciden con la identidad mencionada en las audiencias públicas del proceso judicial, donde ha estado presente como imputada.

Las llamas crecen detrás de las colchonetas de hule espuma, forradas con material de vinil de distintos colores, colocadas por los migrantes en las rejas, y en segundos el área de alojamiento destinada a personas migrantes del sexo masculino se cubre de humo y se pierde la visibilidad.

La guardia de seguridad es captada luego en un video con audio cuando sale apresurada por el área de ventanilla del filtro migratorio instalado en ese lugar, se dirige por la sala de espera y se escucha cuando dice: “¡hay un desmadre!”.

Se escuchan gritos y se observan a personas corriendo, al fondo de la imagen, en la sala de espera una mujer con una chamarra en color rojo y dos niños. Presuntamente se trata de Viangly Infante, esposa de Eduardo, de 26 años, un sobreviviente del incendio. También se aprecia a elementos de la Guardia Nacional que ingresan a la estación y se dirigen a la zona.

Luego se escucha la voz de una mujer, posiblemente es la agente de migración Gloria Liliana, que dice: “¡Ya tienen toda la lumbre…!”. Posteriormente ella aparece en la imagen, se le ve mientras camina y sostiene su teléfono celular en el oído.

El barullo es más intenso en esa área de la estación donde se ve que va y viene personal de seguridad y oficiales de migración, buscan extintores.

“Necesitamos extintores, extintores”, se escucha decir a un hombre vestido con una chamarra negra, presuntamente Omar I. P. M. supervisor de los guardias de seguridad que se encontraba en el lugar en ese momento.

“No hay”, responde un oficial de migración.

Se escucha hablar a Gloria Liliana, quien indica: “A ver, a ver si funciona este, por favor…”.

La agente de migración mantiene el celular en el oído, habla y cuando casi se topa con el hombre de chamarra negra, dice: “Y todo por falta de agua, ¡eh!”. A lo que otro funcionario del Instituto responde: “sí, desde la mañana les dije”.

Son las 21:31 horas. La mujer sigue hablando, continúa con su celular en el oído, y dice: “Oye, ya están quemando la estación”. “Ya le dije a Daniel, pues ya prendieron un putero de colchonetas… y qué hacemos, no hay extintores, güey. ¡Ya está el humo hasta acá…!”.

“Hay que abrir la puerta de allá”, se oye decir a un hombre.

Luego se escucha la voz de una mujer, no visible en el video en ese momento, que dice: “no, no les vamos (inaudible)… a ellos no les vamos a abrir, ya les dije a los güeyes”. Presuntamente se trata de Gloria Liliana, de acuerdo con la secuela de la grabación.

^

A su alrededor están empleados de la empresa de seguridad CAMSA, contratada por el INM, así como dos funcionarios de Migración y un hombre externo al Instituto que hasta el momento no se ha identificado de manera oficial, pero fuentes consultadas lo reconocen como un tramitador de amparos o “coyote” que ofrece servicios legales a migrantes.

Dos minutos después se oye el bullicio de mujeres que empiezan a salir en fila y se escucha una instrucción: “aquí sentadas, por favor”. Un video desde el exterior del edificio muestra después a las mujeres sentadas en los escalones de la entrada.

Los videos captados por las cámaras de seguridad evidencian que los funcionarios de Migración y los guardias salieron del área que se quemaba dejando atrapados a los migrantes varones. En ningún momento tratan de abrir la puerta de la celda del área de hombres.

Ante un incidente como este se debió accionar inmediatamente una alarma sonora de incendio o marcar al 911 y enseguida evacuar de forma total el edificio, así se indica en el Plan de Contingencias diseñado por el INM.

Minutos antes del incendio, en medio del bullicio de los migrantes encerrados, los agentes celebraban a Gloria Liliana, quien al día siguiente, el 28 de marzo, cumplió años. Al iniciar su turno laboral, a las 20:00 horas, uno de sus compañeros llegó con pastel y refrescos, eso los concentró en una sala contigua a su área de trabajo, enseguida de la celda de las mujeres, a donde iban y venían, de acuerdo con varias fuentes del INM consultadas y las imágenes de los videos revisados.

agentes con pastel en instalaciones migratorias
Los agentes celebraban a Gloria Liliana, quien cumpliría años uno de sus compañeros llegó con pastel y refrescos.
Foto:Cortesía.

El tiempo transcurrió, los migrantes gritaban, corrían, pedían que los dejaran salir y después encendieron las colchonetas. En la celda las llamas crecían y todo se llenaba de humo, de acuerdo con testimonios de sobrevivientes entrevistados.

“Comienzo a correr a una esquina, es como que saltaba, gritaba: ‘¡ayuda!, ¡abran la puerta!’ Y no vi ningún personal de Migración intentando abrirlas tan siquiera, dejándonos ahí encerrados, como si fuéramos criminales”.

^

Así lo recuerda Brayan F. Q., de El Salvador, uno de los sobrevivientes entrevistado, quien pidió identificarlo sólo con su nombre e iniciales de su apellido. Él sufrió lesiones en un pulmón, en los riñones y quemadura de vías aéreas, y permaneció un mes intubado.

En cuestión de minutos, las colchonetas encendidas, presuntamente por dos migrantes de Venezuela que se encuentran detenidos y bajo proceso judicial, generaron un intenso humo que invadió el espacio.

La mayoría de los extranjeros se refugiaron en el baño, buscaban protegerse bajo el agua de las regaderas e incluso del inodoro. Eso fue insuficiente para evitar la inhalación de los gases que se concentraron en la celda ante la falta de ventilación y el calabozo que en realidad era ese espacio, pues no había salidas de emergencia.

“No pude abrir completamente la ducha por el nervio, la cantidad de personas, como unas 50 personas, entramos en ese baño, no sé, algo así grandísimo, mucha, mucha, muchísima gente, nos respirábamos de frente, gritábamos, y ya el humo y el fuego se iba acercando a cada vez más”, relata Stefan Arango, otro de los sobrevivientes, quien en entrevista narró que despertó cuando estaba dentro de una bolsa térmica en el exterior de la estación, pues lo habían dado por muerto por sufrir un paro cardiorrespiratorio.

Algunos de los sobrevivientes entrevistados coincidieron en señalar que minutos antes de ocurrir el incendio unos de sus compañeros de celda amagaron a los guardias y a los agentes con prender fuego en el lugar, en protesta por las condiciones en las que se encontraban retenidos, pero les respondieron que ya se habían tardado.

“Recuerdo que un migrante grita que si no los querían, si no les iban a dejar salir, iban a incendiar. Y viene el guardia de Migración, les dice que desde hace rato lo hubieran hecho, que hasta mucho se habían tardado”, narra Brayan F. Q..

Las víctimas y fuentes del INM consultadas que piden no ser identificadas por no tener autorización para hablar sobre el tema, aseguran que los agentes y guardias en el lugar se dirigían hacia los migrantes con insultos y con expresiones racistas, como “¡qué se mueran!”.

“Mayormente hay un insulto, en donde nos decían que qué hacemos en este país, que nadie nos quiere, lárguense de este país, aquí no son bienvenidos”, recuerda Stefan.

^

De acuerdo con la investigación de la Fiscalía General de la República, citada en audiencias judiciales públicas del caso, el incendio fue provocado por los migrantes como un medio de protesta por las condiciones en que los tenían retenidos. Los testimonios de dos sobrevivientes revelan que alguien permitió el ingreso de al menos un encendedor a la celda de los varones.

Las víctimas coinciden en señalar que las revisiones físicas, previo al ingreso de los hombres a la celda, las realizaban tanto guardias de CAMSA como oficiales de Migración.

Los hombres extranjeros estaban encerrados bajo llave pese a que en México la migración indocumentada es considerada solo una falta administrativa, no un delito como en Estados Unidos.

¿Dónde estaban las llaves?

Los gritos de auxilio de los hombres se fueron apagando conforme las llamas y el humo crecían en el interior de la celda cerrada bajo llave. De manera oficial el INM atribuyó la muerte de los migrantes a la propagación del incendio provocado y a la pérdida de las llaves del área de alojamiento para los migrantes.

Quince días después de la tragedia, el 11 de abril de 2023, el presidente Andrés Manuel López Obrador declaró en la conferencia de prensa matutina que la persona que tenía las llaves para abrir la puerta donde se registró el incendio no estaba.

Sin embargo, las indagaciones periodísticas revelaron que las llaves siempre estuvieron en el edificio. Esto se concluye después de analizar las imágenes de 15 cámaras de seguridad fijas dentro y fuera del centro de migrantes, que monitorean las áreas más importantes del edificio de día y de noche; la entrada, la oficina administrativa, el área de guardia frente a la celda de hombres y la celda misma.

Si bien la mayoría de las imágenes no tienen audio y los detenidos destruyeron las cámaras de vigilancia dentro de la celda poco antes del incendio, una de ellas permitió escuchar a una agente de migración decir que a “ellos no les vamos abrir”.

De acuerdo con las imágenes analizadas, en el transcurso del día se puede ver tanto a los agentes del INM como a los guardias de seguridad manejar las llaves para abrir y cerrar la puerta de la celda y la puerta de madera con la puerta metálica que estaba al lado de la habitación y conduce al estacionamiento del edificio.

Imágenes de los llaveros
Las llaves siempre estuvieron en el edificio.
Foto:Cortesía.

Se observa que entran y salen para ingresar a los migrantes detenidos durante el operativo de las autoridades y para dar acceso al personal.

Unos minutos antes del incendio, a las 20:58 horas, se observa cuando la guardia de seguridad cierra la puerta de madera que daba al exterior y de inmediato la entrega a la agente de migración a cargo que se encontraba en la oficina administrativa. La llave fue vista ahí por última vez en el escritorio de la funcionaria hasta que el humo bloquea las cámaras.

Mientras que la llave de la celda de los hombres fue vista por última vez apenas un minuto antes de que se desatara el incendio, cuando un guardia de seguridad se la entrega a su otro compañero y este la guarda en el bolsillo.

“La puerta ellos la manejaban, ellos abrían y cerraban. Yo creo que Migración sí usa las llaves para abrir y cerrar”, dice Stefan, quien reclama porque los mantenían encerrados cuando no estaban privados de la libertad y no son delincuentes.

Imágenes de los llaveros
Las llave de la celda de hombres queda en el bolsillo de uno de los guardias.
Foto:Cortesía.

Por ello, se pregunta por qué cuando comenzó el incendio y pedían auxilio ni siquiera intentaron abrir la puerta y los dejaron encerrados.

“Cuando todo comenzó yo me acerqué a la puerta y le dije: ‘¡ayúdenos hermanos, por favor, no nos dejen acá!’ Y nos dijeron: ‘suerte, güey’, y se fueron”, agrega Stefan al recordar, en entrevista, su diálogo con uno de los guardias de seguridad.

Por el contrario, el supervisor de la empresa de seguridad aseguró que hicieron todo lo posible para poder salvaguardar la vida de las personas. En su testimonio ante las autoridades narró que así se lo hizo saber a Salvador G. G., jefe de la Oficina de Representación del INM en Chihuahua, cuando este lo cuestionó por qué no rompieron la cerradura. Las imágenes de las cámaras evidencian que no intentaron abrir la celda de los hombres.

^

De acuerdo con la declaración de Salvador G. G., las puertas de las áreas de resguardo de los extranjeros debían estar cerradas con candado por protocolo de seguridad y las llaves “las tienen o deben saber en donde se encuentran los responsables de turno del INM”, se revela en la carpeta de investigación.

Los documentos oficiales revisados exhiben que ese día estaban como agentes responsables del turno Rodolfo C. de la T. y Gloria Liliana R. G.

Sin embargo, Rodolfo declaró ante el juez que esa noche salió de la estación migratoria aproximadamente a las 20:30 horas para trasladar a un albergue a dos menores de edad originarios de El Salvador.

Cuando el humo había invadido todo el edificio y las mujeres y el personal habían sido evacuados, la llave de la puerta exterior fue recuperada de un escritorio por un guardia de seguridad, y pasó por varias manos sin que nadie fuera capaz de abrirla, como se ve en el video.

Accesos bloqueados

Los primeros bomberos llegaron a las 21:42 horas. Catorce minutos después de que el incendio es visible en las imágenes. Se toparon con un edificio lleno de humo tóxico y sin ventilación, por lo que les tomó otros 13 minutos entrar hasta la celda.

Al tratar de ingresar al edificio, los elementos de bomberos se percatan que había una doble puerta, una de madera y otra metálica.

Además, en el área del dormitorio de hombres había dos puertas de rejas metálicas, una de ellas se encontraba soldada y la otra cerrada y asegurada con candado, se indica en el informe de las actividades realizadas por el personal operativo de bomberos.

“Accesamos al inmueble y comenzamos a rastrear porque debido a la densidad del humo no se tiene visibilidad, y aún con la ayuda de la lámpara, la distancia para ver es muy corta, por lo que vamos agachados y con manos y pies vamos identificando objetos o lo que encontramos a nuestro paso y fue así que encontramos una reja”, de acuerdo con la declaración del bombero B.O. citada en la audiencia del 17 de abril en la causa penal 235/2023.

Uno de los primeros bomberos en ingresar a la estancia rescató el cuerpo de una de las víctimas a las 22:04 horas. Fue la primera, luego fueron sacando a otras más y las acomodaron en el piso del estacionamiento.

Debido a lo denso del humo y el calor acumulado en la celda de hombres, los bomberos abrieron un agujero en un muro del edificio que está al lado contrario de la puerta principal de la estación migratoria. Al estar en el interior, los bomberos se toparon con una reja metálica cerrada con candado y tumbaron el cerrojo.

Cuando ya habían realizado esa maniobra, un oficial de Migración le entregó a uno de los bomberos una llave.

“En ese momento, al estar abriendo el candado de la puerta, llega mi compañero M.O., y dijo que un guardia se las había entregado, a lo cual, para ese tiempo, ya habíamos abierto la reja forzando la aldaba”, declaró el bombero R.D.F.H. Su explicación fue citada en una audiencia pública realizada el 17 de abril de 2023.

“Ingresamos cuatro personas haciendo búsqueda y rescate. Topamos con una puerta, pero se encontraba con candado y salí por herramienta especial para abrir candados, al momento de regresar una persona con vestimenta de camisa blanca y pantalón caqui sin recordar rostro o alguna seña particular de la persona me entregó unas llaves. De inmediato regresé al lugar, pero mis compañeros ya habían roto el candado”, dijo el bombero M.E.O.C. Ese dato fue citado en la misma diligencia.

Cuando los rescatistas llegaron al lugar, la mayoría de las víctimas ya estaban acomodadas sobre el asfalto del estacionamiento del INM, ahí hicieron una evaluación rápida de las personas que presentaban signos vitales para empezar a trasladarlas a los hospitales.

Veintinueve migrantes fueron llevados a diferentes hospitales, dos de ellos murieron cuando recibían la asistencia. Otros 38 fueron sacados sin signos vitales y colocados dentro de bolsas térmicas sobre el aparcamiento.

“Fue una escena impresionante, al final de cuentas son muchas unidades, muchas personas trabajando en el lugar y sobre todo lo más impactante, que veías que sacaban una persona y otra persona y otra persona… parecía una película que no podía terminar”, dice Adrián Fernando Meléndez de la Torre, coordinador del área de Socorro de la Cruz Roja Mexicana de Ciudad Juárez, en entrevista.

celda de hombres del INM en Ciudad Juárez
Aspecto de la celda de hombres con capacidad para 80 personas.
Foto:Cortesía.

Una estancia en malas condiciones

^

Localizado a unos metros de Estados Unidos, el edificio que alberga las instalaciones de la estación migratoria del INM operaba desde hace 28 años en condiciones de riesgo que ya habían sido documentadas y denunciadas.

Datos proporcionados por el Instituto a la Comisión Nacional de Derechos Humanos (CNDH) indican que la Estancia Provisional “B” del INM empezó funciones en 1995, en el edificio que se localiza a un lado del puente internacional Reforma, conocido como Lerdo.

De acuerdo con datos oficiales, hasta el 2019 se reportaba una capacidad de alojamiento de 60 personas en la estancia. Sin embargo, para el 8 de julio de 2022, en un oficio del INM, se informó que la capacidad era mayor, de 80 hombres y 25 mujeres, en total 105 personas, aunque el total varía en otro informe que señala una capacidad de 110 personas y los datos contrastan aún más con la realidad.

“La autoridad entrevistada (del INM) refirió que contaba con una capacidad para alojar a 110 personas, con 85 lugares para hombres y 25 para mujeres; sin embargo, se pudo apreciar que la Estación contaba únicamente con 6 literas en el dormitorio de mujeres, mientras que en el dormitorio de hombres debían dormir en colchonetas colocadas sobre el suelo, puesto que carecían de literas o planchas”, documenta la CNDH.

En el informe publicado en abril de 2023, después de realizar visitas a las estancias y estaciones migratorias del norte de México entre enero y febrero de ese año que ocurrió el incendio en la de Ciudad Juárez, dice: “Al momento de la visita se constató que se encontraban 17 mujeres detenidas y que algunas de ellas tenían que compartir la misma cama”.

El Diagnóstico del Instituto Nacional de Migración elaborado por el Instituto para la Seguridad y la Democracia (Insyde) en 2013, investigación coordinada por Sonja Wolf, registra que el edificio de la estación tiene un tamaño de 1 mil 405.31 metros cuadrados, que se encuentra en el mismo predio de la subdelegación federal.

Desde entonces y hasta el 2023, como se advirtió en el mismo informe, los dormitorios eran celdas estilo carcelario en su forma y reglas de operación, al estar cerrados bajo llave y con rejas, lo que representaba una amenaza para los migrantes.

“Había una puerta de emergencia de este lado, pero estaba cerrada con un candado. No había una manera de poderla abrir. Y si había ventanas estaban hasta arriba”, recuerda Brayan F.Q..

^

Otro, Brayan Orlando R.F., originario de Honduras, describe que las ventanas eran como de unos 40 centímetros de largo por lo mismo de ancho, pero estaban selladas y no había ventilación.

Por ello es que el edificio se convirtió en una trampa mortal para los migrantes que estaban detenidos la noche del 27 de marzo y no solo no pudieron escapar, sino que carecían de ventilación cuando ardieron las colchonetas.

Extintores obstruidos, ninguno en la celda del incendio

Al momento del incendio, cinco extintores estaban en el edificio migratorio pero ninguno de ellos estaba en el área de la celda destinada para hombres. Además, tres de los extintores estaban en áreas distintas a las señalizadas con letreros, obstruidos por archiveros, expedientes y mochilas, de acuerdo con documentos oficiales.

El aparato más cercano al punto donde inició el fuego debía estar a unos 10 metros de distancia, en un pasillo de un área administrativa. Sin embargo, en ese lugar solo se encontró un gancho y el dibujo de un extintor.

A unos dos minutos de que se visibilizan las llamas en el video, se ve a un agente del INM que busca un extintor. En el video revisado se observa que en su trayecto por el área administrativa del Instituto el agente pasa por uno de los artefactos, pero al parecer no lo vio porque siguió su camino.

Otra señalética de extintor estaba en las oficinas ubicadas frente al área de vigilancia de la celda de los hombres, pero el lugar también estaba vacío. Un letrero más se localizó en una oficina cercana al área de internamiento para mujeres, sí contaba con el aparato. Presuntamente no se usó.

El agente recorrió 60 metros en ir y venir, a través de los pasillos, hasta el módulo de registro para traer un extinguidor. Tardó 50 segundos.

Tras ver las llamas “… yo intenté abrir la puerta de madera (de la celda de hombres que da al exterior). Pero no tenía conocimiento de cómo se abría o cuáles son los candados con los que cuenta. Al no poder abrir la puerta, me dirigí a buscar extintores. Encontrando uno en el área Garita Reforma, le quité el sello de seguridad y me dirigí hacia el área a tratar de sofocar el fuego, no teniendo éxito ya que se terminó el extintor”, declaró el agente ante el Ministerio Público de la Federación. Su narración fue citada en las audiencias públicas que se realizaron el 4 y 17 de abril del 2023 como parte de las causas penales 216/2023 y 235/2023.

A las 21:31 horas se observa en el video al mismo agente del INM caminando hacia el fuego con un extintor en la mano; 41 segundos después se coloca frente al área que estaba quemándose, frente a los barrotes donde algunos de los extranjeros habían colocado colchonetas para impedir la visibilidad, y 20 segundos más tarde sale de esa área con el extintor en la mano. Regresó al área administrativa y colocó el extintor debajo de una silla, se observa.

Sobrevivientes coinciden en señalar que en la celda varonil no había extintores.

En el video captado por las cámaras se observa que a las 21:29 entraron los funcionarios y guardias, observaron el fuego y antes de que transcurrieran dos minutos salieron del área; únicamente un agente migratorio regresó con un extintor pero este fue insuficiente.

“Lo que logré ver es que solo estuvieron ahí, si no mal recuerdo, unos 30 segundos o un minuto y no logré ver qué hicieran por abrir la reja”, dijo Brayan Orlando R.F., un sobreviviente de 27 años.

Él sufrió quemaduras en sus vías respiratorias y en el 20 por ciento de su cuerpo, por lo que fue mantenido dos meses intubado en un hospital. El incidente le dejó además como secuela una lesión del plexo braquial –es decir, en la red de nervios que va desde el hombro a la extremidad de la mano– que le impiden la movilidad de su brazo derecho.

Es difícil establecer el rumbo y el uso de los extintores en el área contigua al punto donde se registró el incendio, debido a que el humo oscureció la visión de las cámaras.

Sin embargo, se pudo establecer que había cinco extintores en el edificio del INM y que otros 4 fueron llevados por elementos de la Guardia Nacional destacamentados en el puente internacional Reforma, contiguo al edificio del INM, así como por personas civiles, de acuerdo con documentos oficiales.

Un dictamen en materia de seguridad industrial, dado a conocer en audiencias judiciales públicas, documenta que en la estación migratoria había cuatro extintores. Tres de ellos estaban bloqueados (dos de estos estaban en condiciones de uso y otro inservible); el cuarto extintor presentó indicios de haber sido usado.

La cantidad contrasta con el número de los artefactos visibles en el video analizado.

En su declaración ante el Ministerio Público, difundida en audiencia judicial, Omar I. P. M., jefe de los guardias de seguridad de CAMSA, dijo que al percatarse del incendio corrió a buscar un extintor, pero “no encontró ninguno hasta el área de recepción”.

Siete detectores de humo, ninguno funcionó

celda de hombres del INM en Ciudad Juárez
Aspecto de la celda luego del incendio.
Foto:Cortesía.

Aunque el área de los hombres no tenía extintores, sí contaba con un detector de humo, con el que sumaban siete los artefactos de este tipo instalados en todo el edificio del Instituto, pero la noche del incendio todos estaban fuera de funcionamiento. Seis no tenían baterías y el otro estaba fuera de servicio por causas desconocidas.

De acuerdo con informes y documentos de peritaje obtenidos durante el trabajo de investigación, en el área de cocina del INM había un detector de humo, pero sin las pilas.

Otro detector de humo estaba en los baños para hombres y uno más en el baño para mujeres, ambos también sin pila; en una bodega se halló otro detector con batería, pero al hacerse una prueba no funcionó, aunque sí tenía pilas, se asienta en los documentos.

En el “área de mochilas y pertenencias exclusivamente de menores”, en las oficinas administrativas y en un consultorio médico estaban otros detectores de humo, también sin batería.

Un calabozo como alojamiento

^

El día que ocurrió la tragedia, sobrevivientes entrevistados dicen que durante la mañana todo transcurrió de manera “normal” en el dormitorio de los hombres, lugar que describen como “una cárcel”, “pésimo”, “sucio”, con baños sin privacidad y con muy poco flujo de agua en las regaderas.

Narran que estaban “en paz”, aunque desde temprano tenían sed y no les daban agua. Aseguran que en el lugar había entre 50 y 70 personas, cantidad que se disparó al doble poco después del mediodía, cuando ingresó un grupo con otros 50 o más hombres.

“La cosa como que ya se fue complicando un poco, porque llega un cierto grupo de migrantes sudamericanos, al cual los de Migración y los guardias que estaban ahí no podían cómo controlarlos, hacían su desorden y todo”, dice Brayan F.Q..

Uno de los guardias de seguridad declaró ante las autoridades que el grupo de migrantes venía procedente de un operativo que realizó el propio INM y que al llegar a la estación los traían cinchados de manos, con un cinto plástico que usaron como esposas, que les quitaron al ingresar.

El guardia agregó que durante el ingreso de los migrantes se dio cuenta que uno traía algo en la mano y se negó a mostrar el objeto, por lo que forcejearon hasta que se lo quitó y era un encendedor. Este incidente lo reportó al jefe en turno en Migración y a su supervisor.

Esa tarde la comida no alcanzó y había molestia entre los migrantes. Los sobrevivientes agregan que ante la tensión que había en el lugar, los agentes del Instituto decidieron “despachar” rápido al grupo que hacía relajo y alegaban porque querían salir, por lo que unas tres o cuatro horas después se los llevaron en camiones.

“Nosotros sentimos tranquilidad en ese momento”, añade Brayan F.Q.. Sin embargo, otros sobrevivientes entrevistados mencionan que por la tarde-noche llegó otro grupo de migrantes, como una docena de hombres, entre quienes había principalmente venezolanos.

“Desde ahí empezó ya el infierno que se empezó a vivir, que vivimos muchos. Llegaron discutiendo con el personal de migración y personal de la Guardia Nacional porque ellos los traían”, dice Brayan Orlando R.F..

Cuentan que lejos de tranquilizarlos y poner orden, el personal de migración -sin especificar si los agentes o los guardias- los instigaban y los provocaban.

“Como que los incitaba más a la violencia diciéndoles que qué hacen en este país, ‘si no les gusta, váyanse a su país’, ‘aquí no tienen porqué venir a chingar’, es la palabra que decía”, menciona Brayan F.Q.

La situación se puso más intensa y asegura que uno de los migrantes gritó que si no los querían y si no los iban a dejar ir, iba a incendiar el lugar. “Y viene el guardia de migración, les dice que desde hace rato lo hubieran hecho, que mucho se habían tardado”, afirma.

Entonces, agrega, todo fue cuestión de segundos.

¿Y la justicia?

Ha pasado casi un año desde el incendio en la estancia migratoria del INM sin que el caso llegue a juicio.

El Gobierno de México, además, mantiene a Francisco Garduño Yáñez como comisionado del INM -cargo de más alto rango en el Instituto- aun cuando está vinculado a proceso acusado por su presunta responsabilidad en la serie de omisiones que provocaron el incendio. Él enfrenta el proceso judicial en libertad y sigue al frente de la contención de migrantes extranjeros en territorio mexicano.

El comisionado del INM, Francisco Garduño Yáñez, al salir de los juzgados federales donde fue imputado por la tragedia migrante en Ciudad Juárez, 25 de abril de 2023

Con él suman ocho los funcionarios del INM acusados por la FGR por la muerte de los migrantes, pero solo seis enfrentan el proceso en prisión. Otras tres personas, dos migrantes originarios de Venezuela y un guardia de seguridad privada, también se encuentran en la cárcel por esta tragedia.

El contralmirante Salvador G.G, quien era el encargado de la Oficina de Representación del Instituto en el estado de Chihuahua, está en prisión por la posible comisión de los delitos de ejercicio ilícito de la función pública, homicidio y lesiones.

Daniel G.Y., representante local Noroeste del INM (subdirector); así como los agentes federales de migración, Rodolfo C. de la T. y Gloria Liliana R. G., encargados de la estación en el horario del incendio, están en prisión acusados por los delitos de homicidio y lesiones en la modalidad de comisión por omisión, es decir, por presuntamente no cumplir como garantes o responsables de la seguridad de quienes se encontraban en la estación migratoria el pasado 27 de marzo. También por no ayudar a las víctimas que estaban encerradas bajo llave.

Comisionado de INM
El comisionado del INM, Francisco Garduño Yáñez, al salir de los juzgados federales donde fue imputado por la tragedia migrante en Ciudad Juárez, 25 de abril de 2023
Foto:Cortesía.

Eduardo A.M. jefe del Departamento de Recursos Materiales y Servicios Generales, y Juan Carlos M.C., coordinador de Grupo de Protección a Migrantes Beta del INM en Ciudad Juárez y quien presuntamente era parte de la Unidad Interna de Protección Civil de la estación, están presos acusados de homicidio, lesiones y ejercicio indebido del servicio público.

Edificio del Poder Judicial de la Federación en Ciudad Juárez, donde se han celebrado las audiencias judiciales contra los 11 acusados de la tragedia migrante ocurrida en la estancia migratoria del INM el 27 de marzo de 2023.

Otro de los funcionarios, Antonio Molina Díaz también logró enfrentar el proceso en libertad acusado de ejercicio indebido de servicio público, pero presuntamente está evadido desde mayo del 2023, cuando se le vinculó en el desvío de recursos públicos del Órgano Administrativo Desconcentrado de Prevención y Readaptación Social, ordenado por Genaro García Luna, exsecretario de Seguridad Pública en el sexenio de Felipe Calderón.

El guardia de seguridad Alan Omar P.V. es acusado por los delitos de homicidio y lesiones en la modalidad de comisión por omisión.

Jeison D. C.R., uno de los migrantes acusados de esta tragedia, está vinculado al proceso judicial por homicidio y lesiones en comisión por acción, porque presuntamente fue una de las dos personas que inició el fuego en el área de detención varonil. El otro migrante, Carlos Eduardo C.R., fue acusado de homicidio, lesiones y daños. Ambos están detenidos.

Hasta ahora sigue sin estar claro por qué no se abrió la celda de los hombres, quién decidió dejarlos atrapados y porqué se toleraron las omisiones e irregularidades que derivaron en este mortal incendio.

“No hay justicia… La justicia aquí en este país es muy... No hay justicia, la verdad. Cuando es sobre, sobre el Estado, o instituciones sobre el Estado, no hay justicia”.

Así se expresa Brayan Orlando R.F. en una entrevista que dio en Ciudad Juárez a seis meses de la tragedia.

El hombre de 27 años considera que en este caso hay muchas cosas en juego, principalmente personas con poder y mucho dinero, lo que contrasta con la condición de los sobrevivientes y familiares de las víctimas que buscan justicia sin recursos económicos ni apoyos.

Actualmente Brayan es uno de los 22 hombres sobrevivientes del letal incendio que cruzó a Estados Unidos desde Ciudad Juárez, lo logró en septiembre pasado bajo un permiso humanitario temporal. También han entrado a territorio estadounidense siete mujeres que presentan estrés postraumático por el incidente que vivieron en la estación del INM.

Algunos de ellos cruzaron la frontera con sus familiares y aunque las autoridades estadounidenses los dejaron en libertad condicional, aún enfrentan un proceso migratorio que los mantiene en riesgo de deportación a sus países.

“Me gustaría que hubiera justicia, pero creo que va a ser muy difícil que se pueda lograr la justicia”, dice Brayan Orlando R.F., quien aún enfrenta un futuro incierto en Estados Unidos.

Protocolos para emergencias, letra muerta

^

El incendio en la celda de migrantes extranjeros del 27 de marzo del 2023 exhibió que la estancia migratoria de Ciudad Juárez funcionaba bajo una serie de irregularidades e incumplimientos a los protocolos y disposiciones establecidas en la Ley de Migración y a los diseñados por el propio INM para casos de emergencias, incluso las provocadas por fuego.

Varios sobrevivientes de la tragedia narraron haber visto que el incendio fue iniciado con el uso de al menos un encendedor introducido a las celdas, aunque es un objeto no permitido, como también lo son celulares que se usaron para transmisiones desde la celda ese día.

“Yo había logrado ver que un muchacho, no sé de qué nacionalidad era, pero logré ver a uno que él logró entrar con todas sus pertenencias. La mayoría que estábamos ahí no supimos por qué razón él sí pudo entrar con todas sus pertenencias, con teléfono, con la billetera”, comenta Brayan Orlando R.F..

La revisión corporal y registro de las personas migrantes antes de ingresar a las celdas corresponde a los agentes migratorios federales, de acuerdo con el Protocolo de Proceso de Ingreso, Permanencia y Egreso de las Personas Extranjeras de las Estaciones Migratorias y Estancias Provisionales.

Personal de CAMSA
Los guardias de la empresa de seguridad privada CAMSA.
Foto:Cortesía.

Hay datos aportados por los sobrevivientes de que en la estación se permitía que los guardias de la empresa de seguridad privada CAMSA efectuaran esas inspecciones.

El Protocolo de Proceso de Ingreso también indica que el tiempo máximo que los migrantes debían permanecer retenidos en las estancias provisionales tipo B, como estaba clasificado el edificio incendiado, no debería de superar las 48 horas.

Al momento de la tragedia había personas detenidas desde febrero y desde el 24 de marzo, algunas de ellas son víctimas fatales, se reveló por el juez de la audiencia pública del 4 de abril del 2023, durante la vinculación de tres agentes, un guardia de seguridad y uno de los migrantes acusado de provocar el incendio.

En esa misma audiencia se exhibió también que está desactualizada la disposición del INM sobre el tiempo máximo que las personas migrantes deben permanecer en las estaciones, pues por reformas legales actualmente es de 36 horas.

Los funcionarios y agentes incumplieron con sus obligaciones al no proveer agua, ni alimentos suficientes. La Ley de Migración y el Reglamento de la Ley de Migración dicen que, durante su estancia en las celdas, los migrantes tienen derecho a permanecer en un espacio digno, a recibir tres alimentos al día, enseres básicos de aseo personal y atención médica en caso de requerir.

Contención, hostilidad y persecución

Al menos seis meses antes del incendio mortal en las instalaciones del INM, los migrantes que se encontraban en Ciudad Juárez pasaron de padecer las políticas migratorias erráticas de los gobiernos de México y Estados Unidos a vivir en un contexto de hostilidad y persecución oficial en esta frontera.

Entonces, cientos de migrantes se encontraban varados en esta ciudad a la espera de la resolución de sus casos de asilo humanitario bajo el programa Protocolos de Protección a Migrantes (MPP por sus siglas en inglés), también conocido como Quédate en México, que los obligaba a esperar en México mientras sus casos eran resueltos en las cortes de inmigración de Estados Unidos.

Campamento Migrante
Cientos de migrantes se encontraban varados en esta ciudad a la espera de la resolución de sus casos de asilo humanitario.
Foto:Cortesía.

Para septiembre de 2022, con la entrada en vigor de la extensión del Estatus de Protección Temporal (TPS) para migrantes procedentes de Venezuela otorgada por el gobierno de Estados Unidos, lo que los protegía de deportaciones y les permitía obtener permisos laborales, una oleada de personas originarias de este país llegaron a esta ciudad para cruzar la frontera.

^

Miles de migrantes venezolanos cruzaron el río Bravo y se entregaron a los agentes de la Patrulla Fronteriza, situación que rebasó a las autoridades estadounidenses para realizar su proceso migratorio, por lo que fueron liberados de los centros de detención y quedaron a la deriva en las calles de la ciudad de El Paso.

Ante la crisis desatada por la incapacidad para atender a los migrantes venezolanos, el 12 de octubre, en acuerdo con el gobierno de México, Estados Unidos puso en marcha una nueva política migratoria que consiste en expulsar a México a los migrantes venezolanos que crucen de manera irregular la frontera por vía terrestre.

Con ello, bajo el Título 42, el decreto de salud pública implementado al inicio de la pandemia de COVID-19 durante la administración de Donald Trump, que consiste en expulsar de forma inmediata a los migrantes con el argumento de frenar la propagación del virus, cientos de migrantes fueron retornados a México por esta frontera.

Sin dinero, sin comida y sin un lugar para pasar la noche debido a la saturación de albergues en Ciudad Juárez, los migrantes se quedaron en el limbo y se vieron obligados a dormir en la calle durante el clima frío de otoño.

Desesperados, empezaron a deambular por la orilla del río Bravo, donde instalaron un campamento improvisado con el objetivo de estar pendientes de otro cambio en las políticas migratorias y de paso presionar a las autoridades estadounidenses.

El campamento creció hasta alcanzar las mil personas o poco más, entre quienes había familias completas con niños.

El 31 de octubre, una marcha que realizaron los migrantes para pedir a las autoridades de Estados Unidos una oportunidad para cruzar la frontera se salió de control y terminó reprimida por agentes de la Patrulla Fronteriza, quienes lanzaron disparos de proyectiles de goma y gas pimienta.

Casi un mes después, el 27 de noviembre, las autoridades desmantelaron el campamento de venezolanos instalado junto al río con el apoyo de antimotines, con lo que la mayoría de los migrantes quedaron en condición de calle porque muy pocos aceptaron ser trasladados a albergues.

El 8 de diciembre, el Gobierno de Chihuahua cerró el paso a la caravana de personas migrantes que arribaron al estado procedentes de centro y Sudamérica, al retenerlos en su paso por el Municipio de Jiménez para impedir que llegaran a Ciudad Juárez y pedir su repatriación. Sin embargo, unos días después el presidente municipal les abrió el paso y les consiguió camiones para que llegaran a su destino.

Las personas de la caravana buscaban llegar a la frontera antes del vencimiento del plazo en el que Estados Unidos pondría fin al Título 42, previsto para el 21 de diciembre, cuando un tramo del bordo del río Bravo amaneció con tropas y vehículos militares de la Guardia Nacional de Texas para cerrar el paso a los migrantes.

Al iniciar el 2023, el 5 de enero, el gobierno de Estados Unidos anunció una nueva política migratoria en la que pactó con México la devolución de hasta 30 mil personas mensuales de quienes inmigren de forma irregular, además de extender los permisos para migrantes de Venezuela con lazos en el país, programa que se ampliará para personas de Cuba, Nicaragua y Haití.

Estas nuevas acciones mantuvieron en Ciudad Juárez los albergues para migrantes saturados y cientos de ellos permanecieron en las calles en calidad de indigentes, por lo que empezaron a pedir ayuda, limpiar vidrios y vender dulces en varios puntos de la ciudad, principalmente en cruceros viales y en el Centro, como una forma de obtener recursos para comer y rentar espacios para pasar la noche.

^

El Gobierno Municipal aseguró que por esta situación recibieron quejas ciudadanas, por lo que emprendieron operativos policiacos para disuadir su permanencia en cruceros y zonas céntricas, lo que detonó en tensión debido a que migrantes y activistas acusaron a los cuerpos de seguridad no sólo de persecución, sino de robarles dinero, documentos, teléfonos y pertenencias.

A la par, el Instituto Nacional de Migración (INM) con apoyo de la Guardia Nacional y Seguridad Pública Municipal encabezó operativos de control migratorio en el bordo del río y redadas en hoteles para asegurar a quienes no contaban con permisos vigentes de estancia temporal en México para enviarlos a ciudades del centro del país.

Acorralados y desesperados, el 12 de marzo cientos de migrantes se manifestaron en el puente internacional Paso del Norte para suplicar al gobierno de Joe Biden que los dejara pasar a Estados Unidos y que les dieran una pronta respuesta a sus solicitudes de asilo, lo que derivó en el cierre del cruce durante casi siete horas.

Esta protesta pacífica provocó el endurecimiento de las medidas en contra de los migrantes hasta el punto de que el alcalde de Juárez, Cruz Pérez Cuéllar, llamó a la sociedad a no darles dinero y advertir que el “nivel de paciencia se está agotando”.

Y así fue. Las acciones en contra de los migrantes se intensificaron en la ciudad con un operativo conjunto encabezado por autoridades municipales, entre las que se encontraban elementos de la Policía Municipal, personal de la Dirección de Derechos Humanos del Municipio y del Sistema para el Desarrollo Integral de la Familia del Municipio de Juárez (DIF), que acompañaban a los agentes del INM para detenerlos y llevarlos con engaños a la estancia provisional.

Así ocurrió hasta el lunes 27 de marzo, cuando al menos siete de unos 50 migrantes que fueron detenidos durante el día en el operativo se encontraban en la estación del Instituto cuando se registró el incendio donde murieron 40 extranjeros.

Esta investigación fue publicada por La Verdad Juárez, aquí puedes consultar su publicación original.

(lkdin)
(twtr)
(fbk)
COMPARTIR:

Aseguraron hombre armado cargando 6 kilos de metanfetamina

Colaboración
Hace 8 meses
(o)
13219
El detenido fue identificado como Pablo “N”, de 37 años y originario de Culiacán, Sinaloa,fue puesto a disposición de la Fiscalía General de la República (FGR).
Colaboración
Ejido Los Algodones, Mexicali

Agentes de la Fuerza Estatal de Seguridad Ciudadana (FESC) decomisaron en la capital del Estado casi seis kilos de metanfetamina que estaban en posesión de un hombre, que fue sorprendido empuñando un arma de fuego abastecida de varios cartuchos útiles.

El hombre asegurado, identificado como Pablo “N”, de 37 años y originario de Culiacán, Sinaloa,fue puesto a disposición de la Fiscalía General de la República (FGR).

La detención tuvo lugar en el Valle de Mexicali sobre la avenida E en el Ejido Los Agadones, cuando la autoridad estatal observó a una persona del sexo masculino que caminaba sobre dicha vialidad; el hombre llevaba colgada en su espalda una mochila de tela y sostenía con una de sus manos un arma de fuego.

Los oficiales adscritos a la Secretaría de Seguridad Ciudadana de Baja California (SSCBC) le indicaron que detuviera su marcha, pero el individuo y emprendió huida, lanzando sobre la vialidad el objeto que dio pie a la intervención.

Tras darle alcance metros más adelante, se marcó como positivo el hallazgo dentro de la mochila de 4 paquetes que contenían una sustancia sólida y granulada al tacto como la metanfetamina, dando un peso aproximado de 5 kilos 660 gramos y de 2 cargadores abastecidos con 16 cartuchos útiles cada uno de calibre 5.56 x 45 milímetros.

Cabe mencionar que el objeto desechado por el delincuente era un arma de fuego corta tipo pistola Glock 17 de calibre .9 milímetros, abastecida en la zona del cargador con 15 cartuchos útiles, de calibre .9 milímetros.

La SSCBC extendió la invitación a la población en general a hacer uso de la línea 911 para emergencias y 089 para denuncias anónimas.

(lkdin)
(twtr)
(fbk)
COMPARTIR:

Amenaza de tiroteo en colegio privado de Ensenada

Colaboración
Hace 1 año
(o)
42147
La circular fue compartida por los preocupados padres de familia.
Colaboración
Ensenada, B.C.

Un mensaje de amenaza en donde advirtieron sobre un tiroteo fue colocado en los baños de hombres del colegio Fray Junipero Serra, en Ensenada.

El asunto que ha circulado ya en redes sociales, por asustados padres de familia que no sabían que hacer, porque no se suspendieron clases.

El asunto presuntamente fue denunciado ante las autoridades de la Secretaría de Seguridad Pública por directivos de la escuela católica, pero no habían notificado de dicha amenaza a la policía municipal.

En una circular enviada a los padres de familias, este miércoles 19 de abril, se les informó que, ante la situación del letrero encontrado en el baño de la sección preparatoria del colegio estaban tomando medidas para garantizar la seguridad.

Informaron que la Secretaría de Seguridad Ciudadana del Estado de Baja California, se hará cargo de la inspección y usará los operativos necesarios.

A todos los alumnos se les revisarán las mochilas así como las pertenencias.

“Se estará patrullando el día de mañana el área para la seguridad de la zona escolar y nuestros vecinos”, dice la circular.

“Confiados en dios, que es solo una manifestación de conducta, hemos hecho responsablemente correcto para la prevención y seguridad.

De acuerdo con las indicaciones, nuestras actividades continuarán de forma normal. Quedará a su respetable consideración si desea enviar a sus hijos al Colegio”, menciona el documento.

(lkdin)
(twtr)
(fbk)
COMPARTIR:

Celebran 17 años de caminar del cañón Doña Petra a San Antonio

Colaborador
Hace 2 años
(o)
21773
La caminata del cañón de doña Petra hasta San Antonio de las Minas es para recorrerse acompañado.
Colaboración
Ensenada, B.C.

Este domingo 7 de agosto, los caminantes de Ensenada cumplirán 17 años del tradicional recorrido de 17 kilómetros desde el cañón de doña Petra al norte de la ciudad hasta San Antonio de las Minas.

Uno de los organizadores de caminatas en los entornos de la ciudad recordó que hace ya algunos años para llevar a cabo los recorridos conseguían patrocinios de transporte y llevaban a todos los participantes a la zona del fraccionamiento Las Lomas, en el poblado de San Antonio, para hacer la caminata a la inversa y les regalaban una camiseta conmemorativa.

...

Todos los participantes llevaban bolsas para levantar desechos en la ruta y así promover la cultura de mantener los senderos libres de basura.

Agregó que hoy día, es muy difícil conseguir patrocinios pero, "aquellos inicios nos han heredado esta tradicional caminata conocida en todo el estado y más allá de nuestras fronteras".

Además de seguir insistiendo en mantener libre de basura el sendero. Invitó a la ciudadanía a seguir esta tradición participando este domingo 7 de agosto saliendo del puente del libramiento Ensenada en la zona de los Encinos, a las 6:00 a.m.

Esta caminata es para realizar en grupo, recomendó llevar equipo de senderismo: zapatos o bota, gorra o sombrero, mochila con dos litros de agua, electrolitos, fruta, snack y lonche para compartir con el grupo en la zona de las arboledas.

^

Agregó que el recorrido es de poco más de 17 kilómetros, para senderistas de nivel medio en adelante. No se recomienda para iniciar, ni para niños menores de 8 años. Llevar botiquín de primeros auxilios, y bastones por las pendientes y descensos que la topografía presenta.

El recorrido se realiza el primer domingo de cada mes, participan personas de todas las edades, y la cantidad de participantes varía de acuerdo a la temporada y el clima.

Caminantes profesionales y experimentados lo realizan en tres o cuatro horas, la mayoría en cinco horas. Recordaron que se trata de un recorrido para observar los entornos naturales del municipio no de una competencia.

Durante el ascenso se puede observar una magnífica vistas de la ciudad de Ensenada y la bahía.

(lkdin)
(twtr)
(fbk)
COMPARTIR:

Anunciaron inicio del proceso de inscripciones a educación básica 2022-2023

Colaborador
Hace 3 años
(o)
15343
Mexicali, B.C.
regreso a clases, plantel, mochila
La consigna de la gobernadora de Baja California Marina del Pilar Ávila Olmeda, es recibir a la totalidad de los menores de manera presencial a partir de Enero.
Foto:Imagen CC

Para asegurar un espacio de estudio para el ciclo escolar 2022-2023, la Secretaría de Educación anunció el inicio del proceso de inscripción a educación básica como prioridad a través del portal www.educacionbc.edu.mx. 

Autoridades de educación, informaron que trabajan en conjunto con personal de salud en la consigna de la Gobernadora Marina del Pilar Ávila Olmeda, para que el 4 de enero de 2022 reciban a los alumnos en su totalidad de manera presencial. 

Que se está reconstruyendo una nueva forma de administrar la educación en todo el estado.

Indicaron que el proceso de inscripción está abierto desde el 6 de diciembre del 2021 y concluirá el 9 de enero del 2022 para preescolar, primer año de primaria y primer año de secundaria.

Subrayó que la población puede aprovechar en estos momentos el uso de las tecnologías para realizar el trámite y, aquellas personas que no tienen acceso al internet, pueden acudir a las oficinas de la Secretaría de Educación de cada municipio. Al ingresar al portal, al inicio aparece el banner de inscripciones donde continuarán los usuarios para el Registro de Solicitud Única de Inscripción.

Capturar el folio y la clave que se obtiene por medio del correo institucional o en la misma página en el apartado de consulta de calificaciones. Los resultados de la asignación de plantel se publicarán el 18 de enero del 2022.

Para cualquier duda o aclaración, cambios de centro escolar, en caso de que lo requieran los padres de familia, podrán acudir a los módulos de atención que estarán disponibles del 1 al 16 de febrero del 2022.

(lkdin)
(twtr)
(fbk)
COMPARTIR:

Entre 30 y 100 por ciento aumentó en México la violencia de género durante la pandemia

Colaborador
Hace 4 años
(o)
13225
Ensenada, B.C.

El 28 de abril, la Organización de las Naciones Unidas (ONU) alertó sobre un incremento de casos de violencia de género en el contexto de la pandemia mundial de COVID-19, expuso el doctor Raúl Balbuena Bello, investigador del Instituto de Investigaciones Culturales-Museo (IIC-Museo) de la Universidad Autónoma de Baja California (UABC).

Comentó que desde el inicio de la emergencia mundial, organizaciones y agrupaciones feministas comenzaron a señalar los riesgos que corren las mujeres.

“Se tienen reportes de que en países como Francia y España hubo un incremento importante de las llamadas de denuncia por violencia de género debido a las circunstancias de aislamiento. En México, por su parte, estas llamadas aumentaron hasta un 60%, aunque otras fuentes afirman que el Gobierno Mexicano estimó un ascenso que va del 30 al 100%.

“Lo que es cierto, es que las condiciones de confinamiento obligatorio establecidas como política sanitaria, repercuten en este incremento de la violencia de género”, declaró el doctor Balbuena Bello.

Señaló que esta situación resulta ser poco favorable para quienes sufren algún tipo de violencia en sus hogares, ya que no pueden salir a pedir ayuda y en ocasiones dependen económicamente de su agresor, por lo que acuden a mecanismos de sumisión para evitar agresiones. Al no poder salir del entorno de violencia, aumenta el estrés y hay mayor posibilidad de ser violentadas por sus ofensores.

La violencia de género es definida, por algunos organismos internacionales como la ONU, “como los actos cometidos contra las mujeres (en la vida pública o privada) que les causen daños físicos, sexuales o psicológicos. Esto incluye la privación de la libertad, la coacción, e incluso, las amenazas”.

Asimismo, la Ley General de Acceso de las Mujeres a una Vida Libre de Violencia se refiere a la violencia contra la mujer (Art. 5, IV), como “cualquier acción u omisión, basada en su género, que les cause daño o sufrimiento psicológico, físico, patrimonial, económico, sexual o la muerte tanto en el ámbito privado como en el público”, citó el investigador de UABC.

Agregó que “algunas otras definiciones se refieren a la violencia de género como la ejercida contra cualquier persona en razón de su género, lo que podría incluir a personas con identidad no cisgénero, como las mujeres y los hombres trans”.

Detalló que “la violencia de género estaría caracterizada por una relación asimétrica de poder que favorece a los hombres y prolonga o perpetúa la subordinación de las mujeres”.

El doctor Balbuena Bello manifestó que distintos elementos concurren en la producción de la violencia, entre ellos la naturalización, la cual representa un obstáculo para saberse violentados como personas. “Hay dos procesos paralelos que han sido naturalizados: el hecho de ser mujer sumisa y obediente, y que la violencia es inherente a las relaciones amorosas o de cualquier índole. Superar esta naturalización es condición básica para identificar la violencia de género”.

En el contexto actual, han intervenido factores para que la violencia de género se acentúe. “Por una parte, el desconcierto que ha provocado la aparición de COVID-19, y por otra, las construcciones culturales en las que aflora la naturalización de la violencia. La presencia del virus ha mostrado que ningún país está listo para atender la violencia de género en situaciones de contingencia”, planteó el investigador del IIC Museo.

Señaló que para prevenir la violencia de género es necesario poner en marcha instrumentos institucionales disponibles, así como llevar a cabo una intensa campaña para informar, principalmente a las mujeres, de las distintas formas de violencia de las que pueden ser víctimas en sus hogares. Además, brindar a los hombres información de contención y atención psicológica con perspectiva de género.

En muchas entidades federativas mexicanas se han puesto a disposición números telefónicos para la denuncia, los cuales son una posibilidad para evidenciar la violencia. En Baja California, ha sido el Instituto de la Mujer quien ha atendido y canalizado gran parte de los casos de violencia contra las mujeres.

La UABC, a través de la Coordinación General de Servicios Estudiantiles y Gestión Escolar, difundió mediante redes sociales una serie de recomendaciones como parte del Programa de Prevención y Atención de la Violencia de Género en la UABC, en las que se indica la formulación de un plan de seguridad, el cual consiste en identificar a un vecino, familiar o amistad, con quien se pueda comunicar en caso de necesitarlo, así como tener una palabra clave para identificar cuando esté en peligro y pueda ser auxiliada. Se dan además otras recomendaciones como solicitar ayuda al 911 y lo que se debe incluir en una mochila de emergencia.

(lkdin)
(twtr)
(fbk)
COMPARTIR:

Inició el censo de poblacion 2020 de Inegi

Colaborador
Hace 4 años
(o)
8335
Ensenada, B.C.

De acuerdo al último censo, en el municipio de Ensenada hay 485 mil habitantes y se considera que al acabo de 10 años habría crecido alrededor de un 25 %, para corroborar este dato y mucho otros el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI) arrancó este lunes 2 de marzo la recolección del información estadística del Estado y los municipios de Baja California.

Serán en todo el país 151 mil encuestadores del Censo de Población y Vivienda 2020, proyecto que tendrá beneficios para el país en términos de actualización de información estadística útil para la toma de decisiones de gobierno y empresas privadas durante la próxima década.

El censo contribuirá a actualizar la información sobre la estructura y distribución de la población, así como de sus características socioeconómicas y culturales, además de que permitirá conocer las condiciones de las viviendas.

Autoridades municipales invitaron a la ciudadanía de Ensenada a participar en esta etapa del Censo a cargo del personal del INEGI que durará hasta el 27 de marzo.

Para Baja California habrá 4 mil encuestadores, mil de ellos recorrerán Ensenada casa por casa, debidamente identificados con un gafete, chaleco, gorro y mochila con las siglas del instituto, reiteraron a la comunidad de brindar todas las facilidades al personal y no olvidar verificar la identificación, pues en la parte trasera del gafete están los datos respectivos.

(lkdin)
(twtr)
(fbk)
COMPARTIR:

Capacitan a docentes para deterctar jóvenes en riesgo

Colaborador
Hace 4 años
(o)
12822
Ciudad de México

En lo que va del año, 160 docentes de 4 secundarias han recibido la capacitación denominada Detección Temprana en Adicciones y Conductas Violentas en Estudiantes de Educación Media.

Informaron de la Secretaría de Educación en Ensenada, que la actividad es permanente y forma parte del Programa de Detección de Jóvenes en Riesgo que se promueve con la firme intención de evitar que los estudiantes caigan en el consumo de drogas.

Señalaron que es prioridad inhibir el ingreso de sustancias o artefactos que pongan en riesgo la integridad física y la salud de estudiantes, personal docente y administrativo de todas las escuelas.

El Programa de Detección de Jóvenes en Riesgo se enfoca en identificar si algún alumno ha tenido contacto cercano con alguna droga o estupefaciente en su entorno para darle seguimiento, con la intención de disuadir su consumo.

El programa tienen acciones calendarizadas con las cuales se atiende a planteles públicos y privados en todo el municipio; algunas de las escuelas en la que se ha realizado la capacitación son la secundaria número 4 "Javier Mejía Zúñiga"; la técnica 8 y la técnica 20 “El Nigromante”, en ambos turnos.

Las capacitaciones a profesores y directivos como el operativo mochila, se realizan de manera conjunta con dependencias gubernamentales de seguridad pública, como la Fiscalía General del Estado, Grupo Forma, Policía Municipal, la Guardia Nacional y la Guardia Estatal de Seguridad e Investigación (GESI), con agentes especializados en protocolos de qué hacer antes, durante y después en caso de una situación de riesgo o detección de drogas o armas. 

La SE recomienda a padres de familia y alumnos mantener cercanía y comunicación constante, así como utilizar los números telefónicos 089 para denuncias anónimas y 911 para emergencias en caso de una situación que ponga en riesgo la salud e integridad física.

(lkdin)
(twtr)
(fbk)
COMPARTIR:

Hallan subametralladora en mochila de estudiante en Nuevo León

Héctor Andrade S. / ZNNoticias
Hace 4 años
(o)
11379
Una subamentralladora 9mm y un cargador sin municiones fueron hallados durante un operativo.
Foto: Cortesía
Nuevo Leon

Después de que muchas personas en el país sintieran la angustia de ver como un jóven alumno del Colegio Servantes en Torreón, Coahuila mató a su maestra y luego se disparo en un acto suicida, las medidas de seguridad en las escuelas de todo el país se priorizaron y el ”operativo mochila” se intensificó a pesar de las objeciones de algunas personas.

Pero ahora este operativo demuestra que las mochilas de algunos jóvenes estudiantes del país pueden llevar más que cuadernos o acordeones para el próximo examen.

Pues durante un operativo “Mochila segura” en una secundaria del municipio de ZuazuaNuevo León, maestros encontraron que un alumno, de 13 años de edad, traía entre sus pertenencias una subametralladora 9mm.

De acuerdo con los reportes policíacos, cuando maestros realizaban el operativo y revisaban las pertenencias de los alumnos de la Secundaria Técnica 122 “Antonio Ortiz Mena”, localizaron el arma de fuego dentro de la mochila del adolescente.

Además de la subametralladora 9mm, el menor tenía un cargador sin balas.

Al cuestionarlo del origen del arma, el estudiante aseguró que la encontró tirada en la calle.

La madre del menor también fue llamada por los directores de la escuela para que continúe con los trámites correspondientes. El caso fue turnado al Centro de Orientación y Denuncia (CODE), de la Fiscalía General de Justicia del Estado, para deslindar responsabilidades.

La imagen del arma dentro de la mochila en si ha recorrido los medios y ha alarmado a mas de un usuario en redes. Además pone en perspectiva la importancia de resguardar la seguridad de los alumnos de México, no solo de los peligros fuera de los límites de las escuelas, si no también dentro de esas.

(lkdin)
(twtr)
(fbk)
COMPARTIR:
Editorial
Violencia y campañas electorales
2024-04-18 20:42:28
...
...

Una de las promesas electorales más difíciles que se les presentan a los aspirantes a la Presidencia de México es el tema de la inseguridad.

Tan solo el miércoles 17 de abril, la Secretaría de Seguridad y Protección Ciudadana (SSPC) registró 101 homicidios en todo el País, cifra que supera la media diaria de 77 en lo que va de 2024. La escalada de violencia refleja la incapacidad del actual gobierno para contener y reducir los índices delictivos y el desafío para el siguiente gobernante.

Completa el panorama una encuesta del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi) en la que revela que el 61% de los mexicanos consideran inseguro vivir en su ciudad.

Más información...

Así la inseguridad se convierte en un eje central de la campaña electoral, destacando las distintas percepciones y propuestas de las candidatas presidenciales Claudia Sheinbaum y Xóchitl Gálvez para abordar esta problemática.

La situación es particularmente alarmante en estados como Guanajuato, Tabasco y Veracruz, donde se concentra un alto número de las muertes.

Gálvez por ejemplo, propone medidas como la construcción de una cárcel de máxima seguridad y la desmilitarización de ciertas funciones de seguridad, y una Guardia Nacional civil, mientras que Sheinbaum defiende su récord en la capital, a pesar de los crecientes problemas de violencia familiar y abuso sexual bajo su administración y a la fecha.

La percepción de riesgo entre los ciudadanos ha aumentado sobre todo entre mujeres que se sienten inseguras en sus localidades, en comparación con los hombres, a todo esto el presidente Andrés Manuel López Obrador, critica a los medios por su enfoque en la violencia, calificándolo de sensacionalista.

La creciente inseguridad y la política de respuesta serán sin duda temas cruciales en las próximas elecciones, con propuestas divergentes que podrían influir en las estrategias de seguridad pública futura.

(lkdin)
(twtr)
(fbk)
COMPARTIR:

Abrirán Teotihuacan al público

Sólo podrán visitarse las áreas abiertas: Calzada de los Muertos, plazas y explanadas
Colaborador
Hace 4 años
(o)
43734
Ensenada, B.C.
imagen aerea del sitio arqueológico Teotihuacan
La Pirámide de la Luna, segunda estructura principal de la Zona Arqueológica de Teotihuacan y remate de la Calzada de los Muertos. Foto: Mauricio Marat. INAH.
 

La Zona Arqueológica de Teotihuacan, en el Estado de México, abrirá de nuevo a la visita pública el jueves 10 septiembre, bajo los lineamientos en materia de protección sanitaria emitidos por la Secretaría de Salud.

Con el objetivo principal de cuidar la salud y disminuir el riesgo de contagio del virus sars coV-2, la Secretaría de Cultura del Gobierno de México, a través del Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH), informó que el regreso a la nueva normalidad en este importante sitio implica la observancia irrestricta del siguiente protocolo.

  • El aforo permitido será de hasta un 30% de la capacidad, se permitirá el acceso a un máximo de 3 mil personas por día, en un horario de visita de 9:00 de la mañana hasta las 15:00 horas.
  • El visitante deberá de portar cubrebocas obligatorio al llegar al sitio, mantener en todo momento una sana distancia estableciendo una separación entre personas de al menos 1.5 m; con la excepción de los niños que deberán estar acompañados de un adulto.
  • Al llegar al sitio, a los visitantes se le tomará la temperatura y se les otorgará una porción de gel antibacterial en el filtro sanitario que habrá en cada acceso.
  • No se permitirá el ingreso con bebidas alcohólicas ni a personas en estado de ebriedad.
  • No se permitirá el ingreso con bultos o mochilas voluminosos.
  • Se podrán visitar solamente algunas áreas abiertas, como la Calzada de los Muertos, plazas y explanadas.
  • El uso de los servicios sanitarios se hará manteniendo la sana distancia antes de ingresar y se permitirá el paso a las personas de manera controlada y reducida para evitar aglomeraciones en los sanitarios.
sitio arqueológico Teotihuacan
Vista aeres de la Zona Arqueolo?gica de Teotihuacan. Foto: Mauricio Marat. INAH.
 

El Museo de la Pintura Teotihuacana y el Museo de la Cultura Teotihuacana permanecerán cerrados

Permanecerá cerrado el ascenso a la Pirámide de la Luna, Pirámide del Sol y Templo de la Serpiente Emplumada, además permanecerán cerrados los complejos de Quetzalpapálotl, Río San Juan (edificios superpuestos y cabezas estucadas) y los Palacios (Tetitla, Atetelco, Yayahuala, Zacuala y Tepantitla).

Los monumentos no pueden ser sanitizados, razón por la que no estarán abiertos al público.

En las inmediaciones del sitio arqueológico para evitar la venta ambulante y la venta de bebidas alcohólicas en el circuito empedrado, así como evitar la colocación de puestos de comida; para lo cual contarán con la participación de las policías municipal, estatal y apoyo de la Guardia Nacional.

De acuerdo con la normativa de las autoridades sanitarias, es posible la reactivación de las zonas arqueológicas y con ellas el turismo y la economía local, no obstante, para que sea de forma segura para la salud de personas visitantes y trabajadoras, es fundamental respetar los lineamientos sanitarios y atender a las recomendaciones y señalamientos que el personal del INAH determine durante la visita.

(lkdin)
(twtr)
(fbk)
COMPARTIR:

Refuerzan "operativo mochila"

Autoridades ofrecieron capacitación a docentes y trataron temas con alumnos del plantel escolar
Redacción / Zona Norte Noticias
Hace 4 años
(o)
141943
objetivo es detectar en aulas de clases artefactos peligrosos en las aulas.
Foto: Cortesía
Ensenada, B.C.

Para fortalecer la estrategia de seguridad en centros educativos de Baja California, la Fiscalía General del Estado (FGE) en coordinación con autoridades escolares y policiales de los tres niveles de gobierno trabajan de manera coordinada a través del denominado ¨Operativo Mochila¨.

El principal objetivo es detectar en aulas de clases artefactos peligrosos, armas de fuego, objetos punzocortantes, drogas o cualquier otro objeto que ponga en riesgo la integridad de alumnos, docentes y personal administrativo.

En esta ocasión fue en la Escuela Secundaria Número 24, en Valle Dorado. La operación resultó sin novedad.

Personal de la FGE propuso realizar una capacitación a personal docente sobre  detección temprana de adicciones y conductas violentas en menores.

Para los estudiantes hubo una plática de concientización sobre temas delicados como:

  • Riegos de falsas amenazas de violencia en redes sociales y dispositivos móviles.
  • Riesgos que derivan de la apología del delito.
  • Peligro y consecuencias de consumo o venta de droga y portación de armas.
  • El mal uso de plataformas en internet.
(lkdin)
(twtr)
(fbk)
COMPARTIR: